Más de 250 personas participaron de acto recordatorio del 11 de septiembre en Osorno

Más de 250 personas participaron al medio día de ayer 11 de septiembre, del acto recordatorio de las víctimas del régimen militar surgido luego del Golpe de Estado de 1973. Familiares de ejecutados y presos políticos desaparecidos, ex prisioneros políticos, militantes de organizaciones de izquierda y miembros de organizaciones sociales participaron de la marcha, iniciada en el frontis de la gobernación provincial, la cual se trasladó por calle Ramírez hasta Pérez, finalizando frente al memorial en recuerdo a las víctimas. Diversas personalidades y dirigentes hicieron uso de la palabra, recordando lo que fuera el gobierno de la Unidad Popular, la represión ejercida durante la dictadura, y la ausencia de justicia e impunidad, fueron los temas coincidentes en los oradores. A nombre de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos y Ejecutados Políticos de la provincia de Osorno, Angélica Gallegos dijo que aún falta llegar a la verdad sobre el paradero de los cuerpos de sus familiares. Además, llamó a impedir que se instale la ofensiva de impunidad que lideran ex miembros de las Fuerzas Armadas y los cómplices políticos de la dictadura, quienes pretenden seguir con la entrega de beneficios carcelarios para criminales de lesa humanidad. El acto finalizó dejando retratos de víctimas y desaparecidos, y ofendas florales. Mientras se desarrollaba el acto de conmemoración de las víctimas de la dictadura militar, en el día de ayer en el Memorial que los recuerda en calle Variante Mackenna, llegó hasta el lugar un grupo de unos 40 estudiantes del Liceo Eleuterio Ramírez. Conversamos con el profesor de historia y geografía del Liceo Eleuterio Ramirez, Julio Ríos Acevedo, quien señaló que la participación de los jóvenes estaba contemplada en los planes de estudio. El profesor, indicó que en el establecimiento existe un proyecto educativo institucional que postula conocer y apreciar los fundamentos de la vida democrática y sus instituciones, los derechos humanos y valorar la participación ciudadana activa, solidaria y responsable, con conciencia de sus deberes y derechos, y respeto por la diversidad de ideas, formas de vida e intereses. Ayer, en la entrada del Liceo Eleuterio Ramiréz, apareció un lienzo con la leyenda “Hubo un tiempo en que la antorcha se apagó. LERO, no olvides”, en memoria del alumno Reinaldo Patricio Rosas Asenjo, asesinado en septiembre de 1973.
Compartir en Google Plus

Acerca de La Voz De La Costa