Usuarias del Centro de Atención Integral para el Buen Vivir San Pablo mostraron sus avances

A casi un año de la firma del Convenio Tripartito entre el Servicio de Salud Osorno, Universidad de Los Lagos y Municipalidad de San Pablo para desarrollar el proyecto Centro de Atención Integral para el Buen Vivir San Pablo; iniciativa que surgió para mejorar los índices de malnutrición en niños, adolescentes y adultos aplicando estrategias propias del Modelo de Salud Integral con Enfoque Familiar y Comunitario, dieron cuenta de los primeros resultados positivos en la población usuaria de la comuna de San Pablo .

Entre los casos representativos de los 376 usuarios y usuarias que accedieron al programa en 2016 destaca el testimonio de Sonia Ojeda, quién durante el 2016 se sometió a la atención del equipo médico y logró bajar 20 kilos de peso además de controlar la resistencia a la insulina, beneficio que hoy agradece porque ha cambiado su estilo de vida personal y familiar.


La nutricionista del Centro de Atención Integral para el Buen Vivir, Lilian Fernández, explicó que la iniciativa busca que las usuarias reciban un tratamiento integral y para eso es fundamental aplicar las estrategias del modelo de salud familiar y comunitaria, donde el grupo familiar es clave para potenciar el desarrollo de los estilos de vida saludable.




La profesional llamó a las usuarias a cuidar su salud y a tomar conciencia sobre la relevancia de generar estilos de vida saludables y así disminuir los factores de riesgos no transmisibles. Agregó que para acceder al Centro de Atención Integral para el Buen Vivir, primero las usuarias tienen que ser atendidas por nutricionistas del Cesfam de San Pablo y luego ser derivadas al centro donde se realiza la intervención de salud familiar.
Compartir en Google Plus

Acerca de La Voz De La Costa

0 comentarios:

Publicar un comentario